CINE. "El príncipe de Persia: Las arenas del tiempo", de Mike Newell. EE UU, 2010.


Entretenida, visualmente atractiva, protagonistas atractivos (más en lo físico que en el carácter, demasiado estereotipado). A veces recuerda a la saga de El Señor de los Anillos, otras a La Momia o Indiana Jones, aunque es claramente inferior a todas ellas.
Le sobra, al menos, media hora de metraje y fuerza un poco la intensidad de una historia de amor que podría limitarse a breves escarceos sexuales.
Aún y así, es cine palomitero bastante digno, y Jake Gyllenhaal, además de un apellido terrible para escribirlo correctamente, tiene un polvazo que pa qué.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s